22 febrero 2016

Recomendaciones para prevenir la retinopatía de la prematuridad

Aunque los últimos estudios muestran como la retinopatía de la prematuridad (ROP) ha ido disminuyendo con la mejora de los cuidados neonatales, nunca debemos olvidar que una de las claves para su prevención está en administrar sólo el oxígeno que sea estrictamente necesario a cada uno de los niños que estén bajo nuestro cuidado.

Cuando uno de estos niños necesite un ajuste de FiO2 será necesario que evaluemos no sólo su monitor si no también a él y que recordemos, en todo momento, la importancia de tener unas alarmas de SatO2 activas y ajustadas a sus necesidades individuales.

Si queréis aprender un poco más sobre qué es y como prevenir la ROP os recomiendo que leáis este documento de la Asociación Española de Pediatría.


Por último, sólo recordaros que también tenéis publicado en el blog:




No hay comentarios:

Publicar un comentario